La otra mejilla

noviembre 8, 2010 § Deja un comentario

Hace mucho tenía en la cabeza esta entrada de blog, cuando eso pasa es como cuando tu jefe te dió una tarea y te pregunta a cada rato ¿Y… para cuando?, siempre siento que Dios está suspirando como cual David diciendo ¿quién escribiría para mi una entrada sobre la otra mejilla?, mientras más dilate el asunto mi vida puede quedarse en pausa, Dios quiere que actues a la misma velocidad que si estuvieras trabajando como su asistente en los Cielos, mea culpa, pero finalmente aquí estoy de regreso para transmitirles lo que Dios puso en mi corazón cuando me topé con las palabras de su hijo… “a cualquiera que te abofetee en la mejilla derecha, vuélvele también la otra” (Mateo 5 – 39). Jesús estaba cambiando una ley antigua (la ley del Talión) dada a los antiguos judíos la cual rezaba “Ojo por ojo, diente por diente”, es por eso que hay que leer las escrituras a profundidad para poder disernir todo lo escrito y todo lo que Jesús modificó. Pero que palabras las de Jesús, muchos de los burladores de los cristianos al ejercer la burla siempre la mencionan ¿Acaso tu Dios no te ha dicho que debes dar la otra mejilla?, eso nos frustra mucho, nos hace como decían las escrituras crugir los dientes, de rabia, de desesperación. La frase de Jesús hacía más bien un llamado a tu capacidad de perdonar y seguir adelante, no lo tomes textualmente como poner tu cara para recibir otro golpe y ya, poner la otra mejilla es “si caiste en tu lucha, en tu ministerio, en tu cruzada, vuélvete a levantar!!! no te quedes en el piso… perdona y avanza”, poner la otra mejilla es volver a empezar, a veces tenemos nuestros matrimonios destrozados y no tenemos la capacidad de levantarnos después de haber sido tan despedazados ¿Quién tiene la capacidad para perdonar, dar otra oportunidad y volverlo a intentar?, realmente muy pocos, porque no somos capaces de dar nuestra otra mejilla, de perdonar, de trascender lo malo y eso si nos hace fallar a las palabras de Jesus de poner la otra mejilla. Personalmente a diario tengo que poner la otra mejilla en muchos aspectos de mi vida, en el trabajo cuando me rechazan una idea publicitaria, cuando siento que fallo, que me han herido, que me ofenden y son todas esas cosas con las que a diario nos encontramos todos, pasamos resentidos a más no poder, gracias a Dios hace unos pocos días logré reconciliarme con un amigo con el cual había discutido, yo lo había perdonado ya hace mucho, pero él no, cuando finalmente nos encontramos le estreché la mano y le dije amigo, todo está olvidado, volvamos a ser amigos y siento que es lo mejor que Dios me ha mostrado en estos últimos tiempos, de ver como esos pendientes, esos capítulos no cerrados se van cerrando y dejan de incomodarme, de hecho me dejan dormir tranquilo. Si tu tienes esas heridas, si crees que debes llamar a alguien, perdonar… ve y hazlo, no existe nada mejor que el perdón, porque es lo que nos da fuerzas para seguir, para volvernos a levantar después del golpe y que bien que se siente, que bien que se duerme después de que nos hemos levantado y le hemos puesto a la vida… nuestra otra mejilla.

Bendecido seas.

Anuncios

Etiquetado:, , , , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

¿Qué es esto?

Actualmente estás leyendo La otra mejilla en Mi extraño mundo..

Meta

A %d blogueros les gusta esto: